Esperanza, primavera eterna de Stephen King

Lo que me ocurrió el otro día podría considerarse perfectamente una buena cadena de acontecimientos.
Iba yo en el autobús, a eso de las 12 del mediodía. Casi sin nadie, en los asientos de la parte de atrás con mi iTouch y escuchando a los Blind Guardian. Total, que de pronto empiezo a escuchar una voz difusa a través de los cascos y del Bard’s Song que, sospechosamente, parecía dirigirse a mí. La única ocupante que quedaba allí a seis paradas del final. En cuanto comprendí de qué iba el asunto (kinkorro aburrido entablando conversación conmigo y sonsacándome información de dónde vivo y “por dondéh te arrejuntah tú”) deseé con todas mis fuerzas que la tierra me tragara. Saqué a relucir mi tapadera de vida y nombre falsos que todas tenemos en la recámara para este tipo de situaciones y traté de hacerle ver que el vuelo de una mosca era infinitamente más interesante que todo lo que él pudiera decirme.
Y entonces lo vi. Una manifestación pro-animales en frente del ayuntamiento. Y me dije: “Leara, tienes la cámara en el bolso y estudias Periodismo… ¡Por Morgana! ¿Eso es un dálmata?” A punto de que las puertas se cerraran, agarré mis cosas y salté por ella. Ufff. Libre. ¡AL FIN! Me acerqué por allí, hice varias fotos a las pancartas y a los perros y me fui para el bus. Ya llegaba tarde al Imaginamálaga, pero… ¿qué más daba?
Me coloqué de nuevo mis cascos y me topé con una especie de “feria” de libros usados y descatalogados… y claro, me paré a mirar.
¿Conclusión?
Cinco euros menos en mi cartera y cuatro novelas más en mi estantería.
Y eso os traigo hoy, queridos. Una de esas cuatro novelas que he devorado en dos días.

ESPERANZA, PRIMAVERA ETERNA



Debo confesar que desde que tengo uso de razón, siempre he intentado mantenerme lo más lejos posible del señor Stephen y toda su ralea Kinginiana. No me gusta el terror, le tengo miedo a TODO, soy bastante paranóica y mi oído no es demasiado fino salvo para los ruidos sospechosos que no existen y que parecen perseguirme. Además, a todo eso se le añade la cara de loco integral que tiene el tío.
Con un currículum así, ¿quién me culpa de tener tantos prejuicios por ese tipo?
¡MALDITO STEPHEN, POR TU CULPA NO PUEDO VER NI A UN PAYASO!
Y entonces llegó La Torre Oscura. Dos amigos míos no paraban de darme la brasa sobre lo genialísimo que era King y su gran obra maestra de La Torre y me dije, ¿por qué no? No es de terror, es “fantasía”. No puede ser tan malo.
Y pasó de ser ascoKing a convertirse en EL REY.
Mucho que contar y poco espacio, así que como no quiero aburriros, si os apetece leer mi reseña sobre el libro, ID AQUÍ.
Retomaré mi historia. En los estantes de libros de segunda mano, cogí uno con las letras de Stephen King grandes y rojas y leí: “1. Primavera y Verano. Los relatos que dieron origen a las películas Cadena Perpetua y Verano de corrupción”. Y tuve que hacerlo mío. Cadena Perpetua es una de mis películas favoritas y quería comprobar quién era mejor, si la literatura o el cine.
La pelea estuvo muy, muy reñida.
La prosa de King es impecable. Rápida, ágil y realmente conmovedora. La adaptación al cine es tan fiel, que descubriréis que la mayoría de los diálogos son exactos. Pero en el relato hay magia, simple y llanamente. Red y Andy… Stephen detrás de todos ellos.
Para quien no lo sepa, Primavera y Cadena Perpetua relatan la estancia de Andy Dufresne en Shawsank, una cárcel de máxima seguridad de Maine. Andy, banquero y un tipo calmo, es acusado de la muerte de su esposa y su amante. Toda una cadena de infortunios que lo acusan sin duda alguna de su culpabilidad. En la cárcel, Dufresne tendrá que enfrentarse a más de veinte años de un encerramiento horrible. Abusos, violaciones, maltrato… pero su ingenio y su educación con las finanzas le harán alcanzar una posición segura y a la vez peligrosa con el alcaide y los carceleros.
Aunque hayáis visto la película, leed el libro.
Es maravilloso.
Si bien es cierto que en la película le añaden detalles que, en mi modesta opinión, no hacen más que mejorar el libro, éste no tiene desperdicio. Cuando queráis daros cuenta, os habréis enamorado de un par de presos.

LO MEJOR: Zihuatanejo y Rita Hayworth. Este es un libro de esperanza y superación.
LO PEOR: Nada. He quedado demasiado maravillada con este libro.

Leara Martell

9 comentarios

  1. ¿En dos días? Ya decía yo que deje de ver el libro en clase muy rápido... XDXDXD

    ResponderEliminar
  2. ¡Jajaja! Me encantó tu arranque xD también pasé por la Feria y la verdad es que había un montón de buenos libros. Yo me resisto a Stephen King, nunca he leído nada de terror pero sí de cosas paranormales tipo Cuarto Milenio jeje. Me fio de tus gustos así que se viene conmigo a la lista. Un día de estos me vas a tener que prestar más de mil xD que esto no puede ser. ¡Un besote!

    ResponderEliminar
  3. ¡ja, ja! Acabo de leer tu reseña de El Pistolero y acabo de visualizarlo persiguiendo a "El hombre de negro" y es que sólo se me ocurre un hombre de negro y es el de "El hormiguero" El programa de Pablo Motos.
    En fin, que yo sí he sido una adicta a King (aunque ya no me convence tanto útlimamente) y precisamente este libro no me suena nada. Es que no recuerdo verlo en ningún sitio. Seguro que si hay una reedición usarán el título de las pelis que siempre vende más.
    En cuanto a la Torre Oscura sigo dudando mucho, ¡es que son 7 libracos en total! además a mi el tema fantástico... no sé, no sé. Quizá me haga con el primero para probar y luego ya veré.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  4. Lean --> XD sabes que a mí los libros me desaparecen rápido.

    Marina --> Don't worry, yo estoy a favor de los books exchange. Uno por otro :D Yo tengo ganas de leerme el de La mujer del viajero en el tiempo!

    ResponderEliminar
  5. Booki! La Torre... es rara rara rara.... una paranoia de principio a fin, sin duda, pero a mí me gustó, ¿qué quieres que te diga? ^^

    No sé. Además me hablaron tanto de las continuaciones y de los personajes... el hombre de negro... me enamoré TANTO de él!!! Sí... tengo debilidad por los malotes desquiciados (véase Ben Linus de Perdidos...)

    Sabes que ando buscando el libro de El alumno y no lo encuentro por ningún lado!!! Desde que lo leí en tu blog le tengo unas ganas locas!

    ResponderEliminar
  6. Pues te lo digo: Uno más de King, se va a mi lista. Tengo a este gran autor anotado hace siglos en mi larga lista, pero cada vez sube más peldaños. Y es que soy de terror-peliculas, pero ya es hora de leer terror también.
    Muy buena reseña.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  7. Leara: No sé porqué es tan difícil conseguir "El alumno" a mi también me costaba encontrarlo para regalar y tuve que volver a pedirlo en "Círculo de lectores" y no fue fácil porque pertenecía a una colección (aunque fue hace años), de todos modos y si no lo consigues, se puede descargar en algunas páginas.
    Por ejemplo
    Aquí o Aquí, aunque hay que registrarse primero.

    ResponderEliminar
  8. Pues yo te dire que adore durante mucho tiempo a King y tengo ganas de retomarle, jeje. Yo más bien era todo lo contrario a ti, desde pequeña me gustaron mucho las historias de miedo y terror, no lo podía evitar y durante mucho tiempo mis libros favoritos fueron LA TIENDA y APOCALIPSIS, creo que ambos tienen pelis, pero no las he visto. Y la milla verde también esta genial!!!Eso sí todavía recuerdo cuando vi por primera vez el cementerio de animales en la tele aún la recuerdo con pavor, jajaja. Pero que le voy a hacer me gusta pasar miedo...(pero solo con pelis y libros, en la vida real NOOO). Besos.

    ResponderEliminar
  9. Bueno, con retraso (la ausencia de Málaga en estos días, y haberme quedado sin teclado en el portátil ha provocado que pudiera leeros pero escribir fuese un suplicio) te diré que yo tuve mi etapa King, que fue de lo más interesante en algunos momentos (La torre oscura fue uno de ellos) y anodina en otros. En cualquier caso, le tengo ganas a King en inglés. Se me antoja que no será complicado leerle en su idioma original, y que puede ser una buena práctica lectora. A ver si me pongo con ello, gracias por traérmelo a la memoria.

    Besos.

    ResponderEliminar

Siéntete libre de decir y opinar lo que gustes, siempre desde el respeto.
Nada de SPAM, por favor.
Para consultar personales, escríbeme a correo: beliterature@gmail.com

¡Suscríbete y recibe la canción del silencio gratis!

* indicates required