Heraldos de la Luz de Víctor Conde

«Vampiros, hombres lobo y zombies, id haciendo hueco porque los ángeles están abriéndose paso a codazos en nuestras estanterías y, por lo que veo, han venido para quedarse».

En Heraldos de la Luz, Víctor Conde nos arrastra al eterno argumento de toda novela que se precie: el bien contra el mal, luz contra oscuridad, amor contra odio, comprensión contra malentendidos, ángeles contra demonios... La Tierra está condenada, una vez más, pero jamás había corrido tanto peligro como ahora, pues Lucifer y los suyos se han alzado contra el Cielo, han aporreados sus puertas y el parece que ni siquiera el anfitrión de la casa está ahí para pararles los pies. Y es que... ¿cuándo el propio Dios hace uso del libre albedrío más absoluto y cruel, qué pueden esperar de él el resto de los mortales?
Ajeno a esta situación, el único rayo de esperanza que parece quedar para los humanos se encuentra en la Tierra en su última y desesperada misión. Séfora es un ángel y la encargada de reunir a los elegidos: tres jóvenes corrientes que encierran en su interior el poder para hacer retroceder a las Tinieblas y devolver a los demonios al averno del que han salido. Tanya, una Lolita superdotada; Erik, guapo y pasional; Mauro, un scene que ha perdido por completo las ganas de vivir y que no puede sobreponerse al dolor del mundo... Tres desconocidos que forjarán una alianza y se unirán para poder salvar a lo que quede de humanidad.

-¿No hay bibliotecas en el Cielo? -preguntó Tanya bajándose del autobús. La parada estaba situada en las afueras de un pueblecito de montaña, con aspecto de no haber cambiado de función ni en número de residentes en más de un siglo.
-Me temo que no. El conocimiento se adquiere de otra forma.
-Oh -dijo la joven, con un deje que sonó a «pues no sé si me gustaría ir al Cielo cuando me muera, después de todo»-. ¿Y en el Infierno?
-Allí sí que hay bibliotecas, muchas, pero sólo tienen libros de Dan Brown y Stephanie Meyer. Es el Infierno, a fin de cuentas.


Heraldos de la Luz es la primera parte de la nueva trilogía de Víctor Conde, Heraldos. Y se nota. ¿Que qué quiere decir esto? Pues que el libro en sí mismo es bastante introductorio, algo bastante lógico. La función principal es que conozcamos a los protagonistas y empecemos a encariñarnos con ellos. Página tras páginas, el autor va dejando pinceladas sueltas de lo que está ocurriendo en el Gran Plan del Universo, mientras nosotros estamos inmersos, de lleno, en el microcosmos de Tanya, Erik y Mauro. La maestría del autor en su escritura se agradece. En ningún momento hay párrafos demasiado largos, ni partes del libro que se hacen tediosas. La historia apunta maneras y ya se entrevé una explosión de personajes y contenidos en el próximo libro. Sin embargo, y me da pena decir esto, creo que he sufrido del síndrome "lectura de demasiadas reseñas". Hice algo que una lectora JAMÁS debe hacer: tener una expectativas demasiado altas y sí, aunque el libro me ha gustado, yo esperaba algo más. Pero ¿sabéis qué? Esto me sirve para esperar Heraldos de la Oscuridad con más ansias. Quiero saber más cosas de Tanya y Mauro, algún personaje nuevo molón quizás, who knows?
Y vosotros, ¿oís las trompetas de Jericó?
LO MEJOR: Tanya. Ella solita se come al resto de los personajes.
LO PEOR: Erik. No sé por qué pero le he cogido manía al chaval.





Heraldos de la Luz ♥ Víctor Conde ♥ 17€
Editorial Hidra ♥ 346 págs

7 comentarios

  1. La biblioteca del infierno totally pwned me.

    ResponderEliminar
  2. A mí me pasó lo mismo que a ti, y le puse una nota parecida.

    http://www.facebook.com/pages/Por-la-publicacion-de-Angel-de-La-Weatherly-en-Espanol/175603385803465

    ResponderEliminar
  3. A mí me encantó:D

    Lo leí con muchas ganas y obtuve lo que me esperaba...
    Genial la reseña:D

    kisses

    ResponderEliminar
  4. A mí me gustó bastante. Mauro es mi favorito. Lo siento pero este chico puede conmigo. Imagino que en la siguiente tendrá más protagonismo. No me importaría que se pasase al lado "oscuro" lo seguiría adorando igual xD ¡Abrazos! ¡Felices Fiestas!

    ResponderEliminar
  5. A mi me gustó muchísimo, aunque sea introductorio :) La forma de escribir de este autor es muy... visual, al leer. O por lo menos, lo veo así. Yo me quedo con Sephora (es lo opuesto a mi idea de un ángel jeje) y con Tanya por la fuerza que tiene.


    Besos Leara!

    Felices fiestas :)

    ResponderEliminar
  6. Omite lo Sephora jajaja quise decir Séfora.

    Un besín despistado XD

    ResponderEliminar
  7. Pues es una pena que hayas sufrido EL síndrome. Yo lo disfruté bastante y, como tú, esperaré pacientemente la segunda parte.

    ResponderEliminar

Siéntete libre de decir y opinar lo que gustes, siempre desde el respeto.
Nada de SPAM, por favor.
Para consultar personales, escríbeme a correo: beliterature@gmail.com

¡Suscríbete y recibe la canción del silencio gratis!

* indicates required