Cazadores de Sombras: Los Orígenes - Cassi lo ha vuelto a hacer


Voy a hacer algo que no creo haber hecho antes: reseñar una trilogía al completo. Me pudo tanto el ansia cuando empecé a leerla (y, como ya aprendí con la primera trilogía me esperé a que estuvieran los tres publicados), que me zampé los tres del tirón. Sin respirar. Zas. Zas. Zas. Y ahora mismo sería incapaz de diferenciar las tramas ni los finales de estas. Es más, por difícil que resulte, no me gusta hacer spoilers en reseñas sobre segundas y terceras partes. Así que he decidido que lo más sensato es evangelizaros de golpe. Así que queridos míos, entrad y sentaos, que comenzamos. 

Tessa Gray lo ha perdido todo. Su tía acaba de morir, ha tenido que vender todo lo que poseía para pagar el entierro. Como un golpe de suerte, Tessa recibe un pasaje de parte de su hermano para que se reúna con él en Londres. ¡Una buena noticia al fin! Una lástima que la esperanza pronto se convierta en horror cuando, al llegar al Viejo Mundo, no se encuentre con su hermano Nathaniel, sino con las Hermanas Oscuras, dos brujas que la maltrataran y le harán pasar los peores días de su vida para hacer florecer un poder que jamás supo que había en ella.

El destino querrá que los cazadores de sombras se crucen en su camino, no sólo salvándola de un destino oscuro en manos de un maníaco apodado El Magíster, sino dándole la vuelta a su mundo y a su corazón. 

Que soy una de esas fans locas que se leyeron Los Instrumentos Mortales en apenas cuatro días no es ningún secreto. Cassandra venía de un mundo competitivo y muy saturado como es el de los fanfics alzándose victoriosa entre todas esas escritoras. Conocía los ingredientes del éxito y eso lo aplicó a su primera trilogía haciéndola especial, novedosa y muy adictiva. Acción y triángulo amoroso. Tiras y afloja. Un chico malo muy enamorado. ¿Se podía pedir más?

Por eso, cuando supe que iba a lanzar otra trilogía en el mismo mundo, pero ambientada en el Londres victoriano, supe que sólo esperaría a que estuvieran los tres libros en el mercado para leerla. Y ahora es cuando llega la parte difícil de la reseña: plasmar por escrito lo que me ha hecho sentir esta trilogía.

Lo más justo creo que sería decir que, para no variar mi (no) predilección por los protagonistas, el personaje que más he detestado y que no me ha aportado absolutamente nada ha sido la propia Tessa. ¿Por qué? Se me ha hecho repetitiva, quejica, demasiado bienqueda y muy mal aprovechada. Teniendo el poder que tiene, se han presentado muchísimas escenas en las que podía haber hecho uso de él y haberle dado espectacularidad al libro. Un poco de esa epicness que tanto me gusta y necesito leer últimamente. Leía sus escenas, sus pensamientos y veía que era esa clase de personaje femenino «fuerte y muy avanzada a su época», pero luego, a la hora de la verdad, era la típica mujercita victoriana que se mantiene al margen y habla mucho, pero hace poco. No he conseguido conectar con ella. Y eso me da bastante pena.

Sin embargo, aunque de vez en cuando Tessa me chirriaba y me hacía echarle una mala mirada de reojillo, queda totalmente eclipsada por la relación de Will y Jem. Y ahora es cuando debo controlar a mi fangirl interior para seguir escribiendo esta reseña y no empezar a dar saltitos y chillidos emocionados alrededor cada vez que me acuerdo de ellos. Con Jace y Alec, de la primera trilogía, ya nos habíamos topado con lo que era un parabatai. En el mundo de los Cazadores de Sombras, un parabatai es tu compañero de armas, se convierte en algo más que tu hermano, en tu otra mitad, en tu alma. Y esa relación de amor y amistad pura y sincera entre Will y Jem es tan perfecta y tan maravillosa, que ha sido lo que me ha arrancado más de un lágrima en los libros. Nada de lujuria ni ganas de que se líen. Era algo mucho más profundo y más hermoso. Ese amor cristalino que no emborrona el sexo. Parabatais. Will y Jem. Jem y Will. Que se detenga el tiempo y la trilogía sea sólo de ellos dos. Mágico.

¿La historia? Bueno, flaquea un poco en ciertos puntos. Le falta fuerza y variedad. Algo de intriga y giros argumentales. Se ha explotado una fórmula que funcionó la primera vez, pero en esta ha quedado bastante floja. Hubiera esperado más acción y menos paseos por el instituto. No me ha sorprendido y gustado tanto como me gustó la primera vez y, aunque está bien, normalita, ese es el problema de las altas expectativas: esperaba más.

¿Por qué debería leer Cazadores de Sombras: Los Orígenes? 
Porque el mundo de los cazadores de sombras siempre es un lugar al que a uno le gusta volver. Demonios, semiángeles luchando contra ellos y magia alrededor.
Por esos secundarios que no cuencen, sino enriquecen. Jessamine (OhMyJessamine), los Lightwood, Magnus...
WILL y JEM. 

¿He leído libros mejores? Sí, por supuesto, pero habrá cariño cada vez que recuerde a Will Herondale y James Castairs. En un triángulo, siempre hay alguien a quien detestas, el tercero en discordia que ves como al intruso. Aquí es justo lo contrario. Los competidores eran la verdadera pareja y yo sigo poniéndome triste cada vez que recuerdo ese epílogo y ese violín tocando la música de dos almas. 



8 comentarios

  1. Ains! Es pensar en Will y Jem y me pongo tristona :( Me encanta esa "pareja", es lo mejor de la trilogía.
    Besos!

    ResponderEliminar
  2. Sólo he leído el primero y me encantó, así que espero ponerme con los dos siguientes en breves :)

    ResponderEliminar
  3. ¡Buenas!
    Yo fui de esas que me fui leyendo la trilogía conforme iban saliendo los libros, así que con esos finales imagínate que desespero me entraba.
    A mi esta trilogía me encantó, es más, me ha gustado más que la saga de Jace y Clary (aunque aún le falta un libro). A mi Tessa sí que me gustó como protagonista. También adoré la relación entre Will (ay mi Will *-*) y Jem, sobre todo en el tercer libro donde los sentimientos están a flor de piel. ¿El final? todo y que lloré como una magdalena me gustó mucho.
    Gracias por la reseña.
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  4. No lo voy a leer, porque me hago spoiler
    Pero tengo ganas de leerlo

    Un beso^^

    ResponderEliminar
  5. Yo de momento no me animo, las portadas chulisima... cuando termine cazadores igual me lo pienso, todavía tengo pendiente el cuarto.

    Besos:)

    ResponderEliminar
  6. yo aun no se si leer esta saga tiene como mas cosas malas que buenas :/

    ResponderEliminar
  7. Pues a mi esta saga me ha gustado más que la original y el último libro es el mejor de todos, pedazo de epílogo!!

    Además, la ambientación victoriana acompaña bastante bien ;)

    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Hace meses que tengo esta trilogía esperando a ser leída y al final por una cosa u otra siempre acabo leyendo otros libros antes, pero bueno, creo que antes de que 2013 finalice serán finalmente leídos.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar

Siéntete libre de decir y opinar lo que gustes, siempre desde el respeto.
Nada de SPAM, por favor.
Para consultar personales, escríbeme a correo: beliterature@gmail.com

¡Suscríbete y recibe la canción del silencio gratis!

* indicates required