Mi Platón y yo 6 años después...

Supongo que os habréis dado cuenta de lo ausente que estoy. El máster me tiene hasta los topes y sólo me queda tiempo para comer y dormir T______T Hoy me he levantado con ganas de continuar esta cadena que tanto me gusta de las fotos con las mascotas años después. Y quería compartirla. 

Puede que mi perro no sea el más bonito del mundo (o bonito a secas), pero yo lo adoro. Lo contento que se pone cada vez que vuelvo a casa es... ¡No tengo palabras! Mi cosita mimada. 


Un beso enorme literarios!!

10 comentarios

  1. Ais, es un perrito super mono >.<
    besos

    ResponderEliminar
  2. Awwww~~!!! Es hermoso >w<
    Créeme que te entiendo. Nada como llegar a casa y que te espere lleno de felicidad :')
    Les mando besos a los dos!! :3

    ResponderEliminar
  3. ¡¡Qué foto más requetebonita!! Tienes un perro precioso.

    ResponderEliminar
  4. ¡Oyyyyyy qué monosos! Las mascotas pueden llegar a alegrarnos tanto la vida...
    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Qué cosita más mona. :P
    Yo te entiendo...tengo un conejito y cuando llego a casa se pone a saltar. XD
    Qué bonitas, las fotos.

    Besos.

    ResponderEliminar

Siéntete libre de decir y opinar lo que gustes, siempre desde el respeto.
Nada de SPAM, por favor.
Para consultar personales, escríbeme a correo: beliterature@gmail.com

¡Suscríbete y recibe la canción del silencio gratis!

* indicates required